viernes, 19 de enero de 2007

Hablemos de ENYA

Una "breve" biografía.

Enya, cuyo verdadero nombre es Eithne Ni Bhraonein (en inglés Eithne Brenan), nació el 17 de Mayo de 1961 en la pequeña villa de Dore, en la región de Gweedore del condado de Doregal, al noroeste de Irlanda. "Eithne" se escucha como Enya al pronunciarse en gaélico irlandés, por lo que escogió este último como nombre profesional, para así ser conocida por quien es y, al mismo tiempo, evitar los problemas de pronunciación. Es la sexta de una familia conformada por nueve hermanos: Máire (1952), Ciarán, Pól, Deirdre, Leon, Eithne (1961), Bartley, Olive y Bridín, que tuvieron Leo y Baba Brennan.


Todos llevaban la música en su venas. Sus padres tocaron en una banda familiar antes de casarse. Leo era dueño de un pub local en Meenalech (Mín na Leice); su madre Baba, enseño música en la escuela local; y cinco de sus hermanos pertenecieron al grupo Clannad en algún momento.



Enya creció sin tener demasiado contacto con sus hermanos y tíos del gr upo, ya que ella era nueve años menor que el más jóven de los miembros. Sin embargo, habiendo aprendido desde pequeña composición clásica y piano, luego de finalizar la escuela secundaria el productor de Clannad, Nick Ryan, la invita a integrarse en el grupo. La intención de Ryan, quien trabajaba junto al legendario conjunto desde 1974, era agregar sonidos de sintetizador a la base acústica del grupo, para lograr un sonido más elaborado y rico en matices. El único álbum que contó con Enya como miembro fijo, fue el excelente Fuaim, de 1982.

Pese al notorio avance logrado con la jóven en el grupo, ella se separa inmediatamente junto a Nick Ryan. La razón argumentada por ella era, que estaba cansada de ser un "ciudadano de segunda clase" en la banda y Ryan estaba frustrado por la negativa de Clannad a experimentar aun más, incluyendo una mayor participación de Enya.

Luego de la separación, Enya se mudó a Dublín para vivir en la misma casa que Nick y su esposa Roma, y así comenzar una nueva sociedad creativa. Curiosamente, también fue Fachtna O'Kelly quien le sugirió a Enya dedicarse a la composición de música para el cine luego de dejar Clannad. En 1984, Roma Ryan envió un cassette con la música de Enya al productor cinematográfico David Puttnam (Midnight Express, Chariots of Fire, The Killing Fields). El productor comisionó a Enya para que escribiera una banda sonora con música romántica y soñadora y un ligero toque de los años 60 para The Frog Prince (1984).

A pesar de todo, ésta película hizo circular su nombre por diversos circuitos. En 1986 la BBC TV comenzó a trabajar en un documental de 6 capítulos que abarcaba la historia e influencia cultural de los celtas. La serie se basaría en el libro The Celts de Frank Delaney. El productor Tony Mc Auley le encarga entonces la composición e interpretación de la música de la serie a Enya. El documental fue exhibido por primera vez en 1987, y una selección de los temas interpretados allí fueron compilados en el álbum Enya lanzado en el sello Atlantic como su primer disco como solista. Este álbum pasó casi desapercibido en su momento.



La cantante, estaba totalmente disconforme con el manejo de su imagen en la tapa del álbum, que la encontraba en cuclillas junto a dos amenazadores lobos. Sin embargo, la calidad musical es sobresaliente y para muchos es su mejor obra hasta hoy. Es notable la influencia de Clannad, sobre todo de discos como Legend, Magical Ring o Macalla, editados antes de este álbum debut. La estructura de trabajo que dio comienzo con este disco se mantendría a lo largo de toda su carrera, es decir, Nick Ryan en la producción, Roma Ryan en la composición de las letras, y Enya en la composición musical e instrumentación.



Casi todos los instrumentos del disco los toca ella, conformando densas texturas, voces etéreas soñadoras y portadoras de estilo que la harían famosa. Un estilo en el que ella, a fuerza de sintetizadores, genera escenografías sonoras, murales ambientales, con el carácter evanescente de la música, cantados en latín, galés o gaélico escocés. Gaitas, flautas, pianos, cuerdas y tambores, combinándose con cajas de ritmo y guitarras electrificadas. Su leyenda como gran hada de las cortes del reino celta, se estaba conformando.


El disco fue un éxito en Irlanda y así comenzó la carrera de Enya.Luego atrajo la atención de Rob Dickins, entonces director de Warner Music UK, con quien Enya firmaría su contrato cuando estaba a punto de hacerlo con otra discográfica. Dickins decidió hacer de puente entre su genio creativo y la industria discográfica en cuanto percibió las enormes posibilidades que Enya tenía que ofrecer. De este modo se publicaría su primer single en solitario, Anywhere Is. Tras alcanzar las listas de popularidad británicas, ello llevó a la grabación del álbum Watermark, con el cual cosecharía un éxito instantáneo, en especial cuando una de sus canciones, Orinoco Flow, se convirtiera en el primer single que la llevó al número uno en muchos países.

Bueno... Espero que les halla interesado. Les dejaré más información de ella pronto.

3 comentarios:

Unknown dijo...

Definitivamente enya es una de las artistas de todos los tiempos su especial y particular timbre de voz la hacen unica e irrepetible, definitivamente una artista como esta nace una vez cada muchas generaciones

Gloria Romero dijo...

gracias mil!! Yo estaré atenta..para mi Enya, no rs de este mundo.

andres villarroel dijo...

Good, very good...